Diferencias 1: Accesibilidad, Escaleras y Ascensores

Pues dando vueltas al tema del Blog y a mi vida aquí en Alemania, una de las cosas que tenía en la cabeza es escribir sobre las diferencias que voy encontrando. Y da para rato, ya tengo unas cuantas en mente, pero algunas dan para escribir bastante, a ver si puedo publicar al menos un post de diferencias al día 😛

Y ahora que voy a empezar a prepararme para salir un rato me ha venido una cortita a la cabeza para empezar: Escaleras y ascensores!

Resulta que aquí… ¡Apenas hay ascensores! ya lo vimos cuando buscábamos piso, y teniendo un peque que además ya pesa, pues es un tema para andar con un carrito, así que había que buscar un piso bajo.

Y aún así… el primer piso / bajo, en Bremen al menos, normalmente tiene unos cuantos escalones también. En algunos casos están ya en el portal, en es un primer tramo de escaleras, por lo que nos han comentado, se hacia así para evitar problemas con la nieve o inundaciones D:

Y ascensores pues eso, cero patatero, los edificios de viviendas parece que rara vez los tienen, al menos suelen ser solo de unas 4 alturas. Y en edificios públicos ya tienen que ser altos para que tenga, aunque algunos si, como la universidad por ejemplo, que está muy preparada para la accesibilidad.

Y así pasa, que llegas a un sitio toda feliz con tu carro, y… escalones. Me pasó por ejemplo en una de las academias que fui a preguntar. Asi que a subir el carro un tramo de escaleras, ¡Fantástico! O te vas a un bar… y tiene 2-4 escalones en la entrada… o en la panadería, en el McDonalds… Pasa un montón. ¿Qué pasa con la gente que va en silla de ruedas? D: La verdad es que me ha sorprendido bastante. Sorprendentemente, supongo que aquí no hay normativas sobre accesibilidad en locales públicos, que allí en España obliga a tener rampa sí o sí, y de determinada inclinación, con barandilla y de todo super regulado (Para quien quieren, porque luego en Torrent la comisaría tiene como 10-12 escalones y de rampa tururú, o el sitio a donde hay que ir para pedir ¡la baja de maternidad! tampoco tenía rampa, sólo un cacharro de esos para subir la silla de ruedas, pero claro, a quien le dices que te lo ponga para el carro??).

La verdad ahora que caigo es que no me he fijado en si luego estos locales tienen baño para minusválidos, sería bastante peculiar, intentaré fijarme.

Sin embargo el transporte público si que está muy preparado, tiene carteles en la puerta que te indican dónde puedes subir con la silla de ruedas (con rampa) o con el carro de bebé, y hay espacio para 2-3. (En el tranvia es normalmente la primera puerta para sillas y carros, algunos también tienen otro espacio a mitad para carros y en autobuses es la puerta central).

Así que en este aspecto, al menos aquí, andan un poco como en España, algunas cosas sí otras no.

Saludos a mis lectores, ¡Os seguiré contando! Y también podéis hacerme sugerencias o preguntarme si tenéis alguna curiosidad… 🙂

En mi página y entradas encontrarás enlaces de programas de afiliados, por ejemplo de Amazon o Escuela Bitácoras. Si quieres saber más pincha aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *